Espectáculos

‘Sufro de ansiedad’: Vesta Lugg se sinceró sobre su salud mental

Vest Lugg explicó lo que pasó en el aeropuerto, cuando no la dejaron viajar con su perrita. Y se refirió también al por qué de su reacción.

Vesta Lugg1
Instagram

El pasado lunes 30, Vesta Lugg se disponía a viajar a Canadá con su mascota de soporte emocional.

Sin embargo, no le permitieron hacerlo, aún cuando ella había seguido todo el protocolo con su perra Funky.

Una situación que provocó que Vesta llorara desconsoladamente y se descargara con rabia contra la aerolínea.

¿Qué respondió la empresa?

A través de un comunicado, Copa Airlines reaccionó a la queja de Lugg señalando que ‘la aerolínea cumplió con lo estipulado en la actualización de la Política de Aceptación de Animales de Servicio y Apoyo Emocional’.

Y es que, según el nuevo detalle del protocolo, ‘a partir del 1 de agosto del 2021, no se permitirá el transporte de perros de apoyo emocional en vuelos desde/hacia Canadá’.

Revisa: Vesta Lugg se refiere a las acusaciones de plagio de su última canción

‘He terminado en la clínica’

Ya mucho más tranquila, Vesta Lugg recurrió a sus historias de Instagram este viernes para contar lo que realmente pasó.

‘Estoy en Canadá, tuve que viajar sin Funky y quiero explicar la situación, porque para mi es importante que no se malinterprete’, comenzó relatando.

‘Sufro de ansiedad, y ataques de ansiedad y pánico crónicos. He terminado en muchas oportunidades en la clínica con vómitos y sin poder tener control de mi cuerpo, en los últimos tres años’.

‘Debido a esto me he tratado con siquiatra y con psicóloga y mi siquiatra me recetó un papel para poder tener un perro de soporte emocional.  Y este perro de soporte emocional es la Funky’, agregó Vesta Lugg.

‘Hace un año  y un poquito más no veía a mis padres y busqué una aerolínea que permitiera viajar con perros de soporte emocional. No todas las aerolíneas lo hacen y eso lo respeto. Por ende, busqué una que así lo permitiera y esa aerolínea era Copa’.

Según enfatizó la cantante, se comunicó con la aerolínea, hizo la reserva y realizó todos los trámites de rigor.

Sin embargo, ‘cuando llego al aeropuerto, la aerolínea dice que cambiaron las políticas… No lo anunciaron de forma correcta’.

‘No se me comunicó ni se me mandó ningún mail. Entonces, cuando yo llego al aeropuerto naturalmente mi impacto sicológico y emocional es bastante agresivo. No me entregaron una solución pertinente’.

‘Finalmente, desde la aerolínea me dicen que la única solución que me pueden dar, es que me baje del vuelo y que viaje con la Funky en bodega, en otra fecha. O que viaje ese día sin la Funky’.

‘Yo tenía un trámite legal e importante que necesitaba hacer en Canadá, por lo cual no podía no subirme al vuelo. Tomé la decisión de dejar a la Funky en Chile y tener que viajar sola, sin ella’, detalló.

Además, Vesta terminó relatando que se está tratando su ansiedad con especialistas y que ya se encuentra bien en Canadá, en compañía de su familia.