Vida sana

Los hábitos tóxicos que no te permite levantarte temprano por la mañana

¿Quieres ser una persona que madruga sin odiar cada mañana? Entonces descubre los hábitos tóxicos que debes eliminar de tu rutina.

Habitos Toxicos
Getty Images.

Si cada mañana que te levantas, maldices en la cama y llegas a duras penas a la ducha, evidentemente hay un cambio que hacer. De seguro tus primeras horas del día están llenas de hábitos tóxicos que solo te enredan más en las sabanas o no te permiten empezar de buen humor la jornada. 

Y no, no siempre tendrás que hacer yoga, meditar o ejercicio durante la mañana, sino tener un tiempo que te permita disfrutar de las primeras horas, en calma y atención, para llegar a tu oficina del mejor ánimo y con mayor productividad. 

Pero no es tan sencillo, muchas veces seguimos hábitos tóxicos que no nos permiten avanzar y de los que no somos conscientes. Al hacerlos de manera automática, es más difícil dejarlos pero no imposibles. ¿Te apuntas?

Felicidad Habitos
Créditos: Getty Images.

Hábitos tóxicos que dañan tus mañanas

  1. Aplazar la alarma repetidas veces

¿Quién no la ha hecho? Suena el despertador y solo quieres cinco minutos más de descanso, que se transformarán en otros 10 o 15. Aunque parezca una práctica inofensiva, la verdad es que es bastante dañina. 

Ese sueño que obtendrás de esos minutos extras, en realidad no tendrán ningún efecto reparador en tu descanso. De hecho, solo hará que acumules más ganas de dormir. 

Aquí la solución es más sencilla. Súmarle horas extras a tus horas de sueño y dejar tu celular lejos de tu cama, para que debas levantarte y salir entre tus sabanas para apagarla. ¿Lo mejor? Esos segundos te permitirán despertar y comenzar con mayor energía.

  1. Ver tu teléfono por las mañanas

Lo sabemos, quieres informarte a primera hora de la mañana y está bien. Pero intenta que tu primera hora desde que despiertas, sea libre de teléfono. Esto afecta de manera negativa tanto tu salud mental como la productividad. 

Dedica las primeras horas del día a disfrutar de un delicioso desayuno, para meditar, cuidarte o leer un poco. Adecúalo a tu rutina, pero por sobre todo, olvida las redes sociales.

Caída Instagram
Créditos: Getty Images.
  1. Duchas extra calientes

Imagínate despertar con sueño y luego darte una ducha con agua caliente, que solo te hará relajarte más y sentirte cansada. Cambia la temperatura a una más fría, que te permita energizarte y dar inicio al día.

Sí, va a ser difícil, pero el agua más fría te ayudará a tener un estado de alerta, a mejorar tu productividad y olvidar las emociones negativas de tu mañana. 

Para que no sea imposible, intenta que los últimos minutos de tu ducha sean con una temperatura más baja de lo normal. 

  1. Olvidar hidratarse  

Lo primero que debemos hacer cada vez al despertar, es beber un vaso de agua. Piensa que estamos inactivos por alrededor de seis horas, por lo que hidratarte ayudará a tu organismo a sentirse despierta, a mejorar tu sistema inmunológico e incluso a combatir el estreñimiento.

Beber agua es fundamental para una vida saludable
Créditos: Getty Images
  1. No tener motivación

Los expertos aseguran que para romper con los hábitos tóxicos, necesitamos algo más que simple motivación. En ocasiones, acusamos que este desgano no nos permite alcanzar nuestras metas o llevar a cabo simples cambios. 

La verdad es que más que motivación, realmente necesitas autodisciplina. Necesitamos romper actividades que llevamos a cabo en piloto automático por largos años, así que la idea es ser conscientes y prácticos.

Cuando tu mente piense mucho en las cosas que quieres hacer, simplemente no le des espacio y levántate. No solo te sentirás más contenta y feliz, sino que serás más productiva y tendrás un estado de salud mental mucho mejor.