Tendencias

¿Por qué no debemos rociar a los perros con perfumes para humanos?

Médico veterinario recomienda usar exclusivamente perfume formulado para canes, y nunca aplicar el que usamos nosotros.

Perros
Getty Images

Perros con aroma a cuero, notas acuáticas y flor de muguet hoy circulan por parques, van a restaurantes o de visita con sus dueños.

Los perfumes para perros son cada vez más demandados por los tutores de mascotas, especialmente de razas pequeñas que conviven con ellos en departamentos, como Poodle, Yorkshire, chihuahua, Pug, Pomerania y Westy. Igualmente ha aumentado el rocío de perfumes en perros que acompañan a sus tutores a los espacios pet friendly, como restaurantes y hoteles, para enmascarar el «olor a perro».

«Los perfumes son una alternativa para disimular olores poco agradables, como el de humedad del pelaje de los perros. Al escoger un perfume, los dueños quieren proyectar su gusto olfativo y estilo de vida en sus mascotas. Si prefieren usar aromas dulces o frescos, buscan algo similar para sus perros», explica Catherine Soto, médico veterinario de Drag Pharma.

Este laboratorio nacional aumentó su venta de perfumes 160% desde 2009, año en que lanzó el primer perfume chileno para perros (Sir Dog Eau de Parfum). En la actualidad, tiene dos opciones para machos y dos para hembras, creados con la asesoría de perfumistas.

pH diferente

Al contrario de las colonias para perros, cuya fijación estimada es de dos horas, los perfumes son capaces de mantener su aroma entre seis y ocho horas en la mascota, debido a que tienen mayor concentración de aceites aromáticos.

La experta asegura que los perfumes no afectan el sentido del olfato que permite al perro explorar su entorno, porque tiene entre 200 y 300 millones de receptores olfativos, mientras el hombre sólo tiene 5 millones.

Consejos a seguir

Para aplicar perfumes a perros, la médico veterinario entrega algunas recomendaciones:

  • Aplicar en el lomo o espalda del animal, porque es una zona menos accesible a que el perro se langüetee y un área con mayor contacto e interacción con su dueño. En invierno, se puede aplicar en las prendas de ropa de la mascota
  • Rociar a distancia para no asustar a la mascota, y evitar aplicar en el rostro y oídos del animal.
  • Usar exclusivamente perfume formulado para perro, y nunca aplicar perfume para humanos. Los perfumes para humanos son para una piel de pH más ácido y podrían producir dermatitis alérgica en el perro.
  • El perfume no debe sustituir la higiene ni el baño periódico del perro. En razas seborreicas, como Basset hound, Cocker spaniel y Yorkshire, para combatir el mal olor de la grasitud hay que bañar al perro mínimo una vez a la semana en verano, con champúes especiales para eliminar el sebo. Y después se puede aplicar la fragancia con fines estéticos.
  • Los perfumes de calidad son elaborados con alcohol cosmético, por lo que no deberían provocar alergia ni irritación en la piel del perro. Pero es aconsejable observar si luego de aplicar el perfume el perro se rasca o presenta algún cambio de comportamiento. Si el animal es alérgico a los productos cosméticos en general, se recomienda no aplicar perfumes.

Lee también: Temperaturas sobre los 30°: ¿Cómo afecta el calor en las mascotas?

En vivo

Si no supiste amar...