Tendencias

Joven denunció a empresa por «humillarla» al publicar foto de ella en bikini

Tras la postulación de la joven, la empresa decidió tomar la foto de sus redes sociales para exponerla públicamente indicando "lo que no hay que hacer"


El caso de Emily Clow (24), fue bastante comentado en los medios durante la última semana. Esto, ya que la joven postuló a un trabajo en una empresa de marketing, pero fue descalificada por una foto en bikini publicada en su cuenta personal de Instagram.

A esto, se sumó que la empresa compartió a través de sus redes un pantallazo de esta foto, lo que fue considerado como una humillación de parte de la joven.

Lee también: Pampita hace gala de su sensualidad durante sus vacaciones en Ibiza

La empresa, dirigida y administrada por mujeres, se llama «Kickass Masterminds», y Clow postuló para realizar una pasantía como Coordinadora de Marketing.

Luego de su postulación, los reclutadores revisaron sus redes, encontrando una foto en que ella aparecía con un bikini rojo en la piscina, la que no dudaron en compartir a través de las redes sociales de la empresa, con un mensaje que mostraba “lo que no debían hacer para obtener empleos a futuro”.

“No comparta sus redes sociales con un posible empleador si este es el tipo de contenido que tiene. Estoy buscando un vendedor potencial, no una modelo de bikini”, indicaron, agregando: “Sigue haciendo lo que estás haciendo y haz lo que sea en privado. Pero esto no te está haciendo ningún favor para encontrar un trabajo profesional». 

El reclamo de Emily Clow

Frente a esto, la joven no pudo contener su indignación, por lo que denunció el hecho en redes sociales y medios de comunicación.

“Les pedí que quitaran la historia tres veces, y después, me dieron a entender que, de hecho, estaba descalificada. Me sentí ridícula, no pensé que una foto en bikini significaba tanto en una postulación”, dijo al diario In The Know. 

“Nunca hubiera esperado que usaran mi solicitud como un intento de ‘educar’ a otros sobre cómo no solicitar un trabajo”, añadió.

A través de su cuenta de Twitter, Emily Clow escribió: “Fui objeto de una humillación por una imagen mía en bikini. Afirmaron que me convirtió en una ‘no profesional’. Capturaron la foto, la publicaron en su historia instantánea y no me llamaron”.

La defensa de la empresa

Desde «Kickass Masterminds», respondieron que la exposición de la fotografía no significaba necesariamente que ella estuviera descalificada.

“No hubo comunicación con ella para decirle que fue descalificada. Incluso ayer (martes) recibimos un mensaje por correo electrónico de ella, quien nos decía que todavía expresaba interés en el puesto después de la publicación”, escribieron a través de un comunicado.

Sin embargo, fue tanta la controversia que generó, que la empresa debió cerrar sus redes sociales.


Más en #Tendencias


Lo más reciente


Lo Más visto