foodies

Antojo dulce: manzanas rellenas con frutos secos


Marzo es uno de los meses del año en que más corremos, no tenemos mucho tiempo y además hay gastos extras. Por eso, a la hora de cocinar, lo ideal es hacer preparaciones rápidas, económicas pero contundentes, de esta manera cocinamos sólo una vez, hacemos porciones individuales y dura para toda la semana y toda la familia.

Hoy les traigo un postre maravilloso, que no les tomará mucho tiempo, es muy fácil, no ensuciarán mucho la cocina y lo mejor es que, a pesar de ser dulce, es saludable. Cocinaremos: manzanas rellenas con frutos secos.

MANZANAS RELLENAS CON FRUTOS SECOS

Lo primero es escoger las manzanas: ¿verdes o rojas? Las verdes son un poco más cítricas que las rojas. Si prefieres un postre dulce pero no en exceso, mejor usa manzana verde.

Si quieres un resultado bien dulce, recomiendo la Fuji porque es la más dulce. Ideal escoger aquellas que tienen un color rojo intenso, profundo y parejo, éstas tienen mayor contenido en antioxidante que aquellas que tienen algunas líneas blancas o verdes, además debe tener su piel bien estirada y brillante. Una vez elegidas las manzanas, llegó el momento de preparar el postre.

Ingredientes:

  • 6 manzanas
  • 2 cucharadas de miel
  • 1 taza de mix de frutos secos y/o avena
  • Ralladura de 1 limón
  • Opcional: canela, un toque de pimienta y algún licor

Preparación:

Con un cuchillo pequeño o cuchara ahueca la manzana, 2 cms. aproximado. Es importante no ahuecar mucho, por dos razones: primero, porque el relleno se saldrá fácilmente y segundo porque al hornearla se va a recocer. Retira sólo 1 a 2 cucharadas de pulpa, procura dejar las paredes no menos de 1 cm. de espesor.

Agrega un poco de jugo de limón para evitar que se oxide y haz una incisión ligera a lo largo de su circunferencia para evitar que se infle y se separe la pulpa de la piel al hornearlas. Pica la pulpa y lleva a un sartén con los frutos secos, 2 cucharadas de agua, miel y la ralladura de limón. Cocina 8 minutos a fuego medio. Deja enfriar y agrega la ralladura de limón. Rellena las manzanas y lleva a una fuente.

En cada manzana sobre el relleno deja 1 cucharadita o un cubo de mantequilla fría. Hornea a 180° o fuego medio alto por 40-50 minutos. Cuando los jugos burbujeen y nos embriague su dulce olor, estarán a punto para disfrutar. La mantequilla se va a derretir bañando los frutos secos, un dulzor natural, textura suave y deliciosa. Quedará increíble, se van a acordar de mí.

Les dejo un dato buenísimo: cuando tengan postres tibios, lo mejor es acompañarlos con una salsa o helado dulce bien frío, ésta es la combinación perfecta. ¡Que lo disfruten!

Sigue a Daniela Castro en sus redes sociales:

Twitter: @mcdanicastro

Facebook: Dani Castro Oficial

Instagram: @danicastroug


Más en #foodies


Lo más reciente


Lo Más visto