Actualidad

Irina Karamanos contó cuál será su rol en el gobierno de Gabriel Boric

Irina Karamanos ha causado revuelto tras el triunfo de su pareja en las Elecciones. ¿Quién es la mujer que acompaña al futuro Presidente?

Gabriel Boric Irina Karamanos (2)
Instagram

Nuestro tiene un nuevo Presidente electo Gabriel Boric, y gran curiosidad ha causado Irina Karamanos, su pareja desde hace tres años.

Irina Karamanos, 32 años, es dirigenta feminista de Convergencia Social. Estudió Ciencias Políticas, Educación y Antropología en la Universidad de Heidelberg, Alemania. 

Sin embargo, ya se conmines a cuestionar cuál será su rol en el próximo gobierno de Gabriel Boric y ella misma la que aclara la situación.

«A mí me parece importante tener una autonomía profesional, laboral y económica. Sin embargo, también hay que pensar cómo se compatibiliza eso con las posibles funciones del cargo que asumiré. Por ahora continúo con los proyectos que tengo y habrá que evaluar si podré seguir en ellos o si se genera algún conflicto de interés», comentó en Revista Ya.

Actualmente, trabaja en la Fundación Procultura, donde lleva adelante proyectos interculturales y de educación.

¿Irina Karamanos será Primera Dama?

«Es una decisión con muchos elementos a considerar. El cargo de Primera Dama existe, aunque no hay una normativa que lo regule ni tampoco ha habido una discusión pública para delinear su misión. Me parece importante hacerlo ahora, tomando en cuenta elementos como la transparencia y la perspectiva de género para armar un diseño», partió diciendo Irina Karamano.

«Creo interesante que, a través de ese cargo, se pueda promover la articulación entre sectores, quizá incidir más en las organizaciones de la sociedad civil, y debiera incluir a la ciudadanía, además de las fundaciones que ya cumplen un rol muy importante. Pero también hay que actualizar y hablar con esas fundaciones respecto de qué cosas están haciendo sentido en cuanto a su vinculación con el cargo de Primera Dama», complementó.

Por lo mismo, la pareja de Gabriel Boric ha planteado reformar el cargo de Primera Dama.

«Creemos que se pueden hacer cosas importantes desde ese lugar, pero hay que ver si el rol que cumple está acorde con los tiempos que vivimos, o si la figura puede ser menos caritativa y pasar hacia una que pueda empujar otros temas. Me parece que repensar cargos de poder como este es lo más responsable. Si se asume el cargo de Primera Dama no es que se legitime y listo. Y si no se asume, tampoco se destraba el problema», aseguró.

En un principio, Gabriel Boric no estaba seguro de su postulación a La Moneda, sin embargo, se dio el tiempo para conversarlo con Irina Karamanos y tomar una decisión.

«No tuvimos una conversación, sino varias. A mí me importaba, como pareja, que él estuviera no solo disponible para el proceso, sino que también convencido de lo que venía. Por supuesto, le dije que también me ponía a disposición para seguir aportando en este proyecto que compartimos», reconoció.

Irina Karamanos
@revista_ya

El lado B de la campaña

Ya pasado los días, la pareja de Gabriel Boric saca sus conclusiones de lo positivo que dejó el trabajo de campaña.

«Cada vez que salíamos a la calle. Porque hablando con las personas, el sentido de lo que estábamos haciendo se consumaba en conversaciones donde muchas personas se acercaban a contar su testimonio, sus dificultades, su precariedad laboral o doméstica, y me emocionó mucho la esperanza puesta en el proyecto», aseguró.

En esa misma línea, Irina Karamanos comentó que fue lo peor de la campaña.

«Diría que la campaña de odio del contrincante. La verdad, me impresionó. Poner en cuestión el voto de las mujeres, la relativización de la importancia de las instituciones democráticas, como el Ministerio de la Mujer, los tintes xenófobos y antiinmigrantes, todo eso me afectó mucho. También la visión de una única forma de planificar familia y, por supuesto, el retroceso del derecho reproductivo de las mujeres», comentó.

La relación con Gabriel Boric

Tras las elecciones del domingo 19 de diciembre y tras una larga campaña, la pareja de Gabriel Boric aprovechó de pasar tiempo junto a él.

«Lo primero fue poder tener un espacio con Gabriel, luego de la campaña y de las emociones de la elección, con la familia también, con los amigos más cercanos y con el equipo, para poder digerir y pensar en todo lo que viene antes de la instalación del gobierno. He participado de algunas de esas reuniones», expresó.

Irina Karamanos vive junto a Gabriel Boric en el barrio Bellas Artes, pero antes de que se instale el nuevo gobierno, tendrán que cambiarse.

Por lo mismo, el Presidente electo ha dicho que le gustaría vivir cerca de La Moneda.

«Aún no comenzamos a buscar casa. Nos importa que haya transparencia y cuidado respecto de cuál va a ser el gasto, cuán cerca va a estar de La Moneda, que podamos mantener una circulación lo más normal posible y trasladarnos a sectores muy acomodados de la ciudad. Queremos ver que se cumpla con los protocolos, sin exagerar en ningún sentido las condiciones ni las comodidades de la vivienda», agregó.

La pareja de Gabriel Boric se dio el tiempo para hablar cómo se está preparando con su vestuario que usará desde marzo 2022.

«Me han contactado diseñadores nacionales. He logrado entender que la visibilidad lleva a preguntas que tradicionalmente la gente y los medios se hacen respecto de la ropa que usa el Presidente o la Primera Dama. Y a mí me hace mucho sentido poder promover la industria nacional. Además, coincide con mi convicción de que hay que fortalecerla. Trataría de promover y visibilizar el trabajo de chilenas y chilenos», cerró.

Lee también: Gabriel Boric hace el llamado a “reconocerle agencia propia a todas las mujeres” por nota sobre Irina Karamanos