espectáculos

Cecilia Bolocco tras tumor cerebral de su hijo Máximo: «Un pedazo mío murió»

Cecilia Bolocco vivió uno de los momentos más difíciles en su vida cuando a su hijo Máximo le detectaron un tumor cancerígeno cerebral.


Hace unos años, Cecilia Bolocco vivió uno de los momentos más difíciles en su vida. Y es que a su hijo Máximo le detectaron un tumor cancerígeno cerebral.

Sin embargo, el joven pudo salir adelante con la enfermedad tras ser operado con excelentes resultados. Así lo reveló durante el programa “Con amigos en casa”, conducido por Angélica Castro y Cristián De La Fuente.

En ese contexto, la ex Miss Universo recordó aquellos momentos complejos y además contó detalles inéditos sobre aquellos años en que vivió la enfermedad de su hijo Máximo.

Te podría interesar: Cecilia Bolocco aseguró que la recuperación de Máximo «fue un milagro»

«No sabes cómo nos sentimos abrazados y arropados de tanta gente que nos envío energía y muchas oraciones…saliendo de la clínica cuando habían operado a Máximo yo quise dar una conferencia y era el día del cumpleaños de Máximo y todos le cantaron cumpleaños feliz. Fue tan emocionante, él se quebró en varios momentos con esto que le ocurrió», reveló.

Y agregó: «Desde el primer minuto le dije que esto era una gran prueba. Junto con haber sido la prueba más grande, el camino más complejo y más duro, también ha sido el camino más bello de mi vida, para mí fue una gran enseñanza».

Los difíciles momentos de Cecilia Bolocco

Una vez que Máximo fue dado de alta tras la operación, Cecilia Bolocco volvió a la clínica. Sin embargo, recibió un mensaje poco esperanzador mensaje por parte del doctor.

«Yo tuve un momento de desolación tremendo, a Máximo lo dieron de alta el lunes 19 de noviembre, y a la semana siguiente volví y lo que me dijeron fue básicamente una sentencia, pero yo tenía que regresar a la casa, yo no le había dicho a Máximo que iba a la clínica, me reuní con Pepo (su pareja) en la clínica que me acompañó a esa consulta», contó.

Y luego recordó aquel día: «Cuando salí lo abracé llorando, no tan consciente de lo que me habían dicho y dije: Máximo tiene que vivir. Esa noche un pedazo mío murió, parte de la Cecilia se fue para siempre».

«Gracias a Dios murió una Cecilia que tenía que morir en ese momento. La única forma que Máximo salga adelante es que yo esté a su lado convencida de que así va a ser, y así fue. Nunca más me volví a quebrar, no me permití entrar a ese túnel oscuro», agregó.

A raíz de todo lo que vivió con su hijo Máximo y tras el exitoso tratamiento en Estados Unidos, Cecilia Bolocco decidió ayudar a los niños con cáncer en Chile, colaborando activamente con la fundación “Nuestros hijos”.


Más en #espectáculos


Lo más reciente


Lo Más visto