Belleza

Maquillaje glow: Descubre cómo replicar este estilo en simples pasos

Se trata de un maquillaje natural, pero que a la vez destaca las facciones y aporta luz.


Si buscas un maquillaje natural, pero que a la vez destaque tus facciones y te aporte luz, te encantará descubrir esta propuesta.

Y es que, tras el auge del make up no make up, llega esta tendencia que, si bien mantiene la piel en sus tonos naturales, le añade sutiles destellos de luz mediante una perfecta aplicación de productos.

Como resultado, se obtiene un rostro con un efecto jugoso y aspecto nacarado muy favorecedor. ¡Sigue este paso a paso!

1-Hidrata la piel

La clave para conseguir un maquillaje glow es preparar muy bien el cutis y, por lo tanto, el primer paso es la hidratación. Para ello, comienza aplicando un sérum que aporte luminosidad a las zonas más apagadas de tu rostro y, en seguida, utiliza una crema hidratante que te deje la piel suave.

2-Aplica base

Continúa aplicando una base de textura liviana y extiéndela con los dedos o brocha en pequeñas cantidades a través  de la frente,  los pómulos, el mentón y la nariz.

Tras esparcir bien el producto, sin dejar cortes ni excesos, ya irás notando cómo se muestra una tez de acabado impecable.

3-Da color a tus mejillas

Posteriormente, aporta jugosidad a tus mejillas con un rubor o colorete en formato de barra, según el tono de tu piel. Para conseguir un óptimo resultado, sonríe y aplícalo con movimientos circulares sobre tus pómulos. Este producto te entregará un efecto de ‘buena cara’ al instante.

Revisa: Descubre 3 tintes de tendencia ideales para pelos castaños

4-Aplica iluminador

Con este producto conseguirás el aire irisado y perlado característico de este maquillaje. El iluminador debes ponerlo en puntos estratégicos, como son las mejillas, el puente de la nariz, la zona alta de los pómulos, los párpados y el arco de cupido. E incluso, atrévete con unos puntos de luz en el escote y la clavícula.

Para conseguir un efecto más intenso, aplica primero un iluminador en formato fluido y después séllalo con uno en polvo.

5-Revive la mirada

Lo ideal es optar por sombras en tonos cálidos, marrones, dorados o nude. Por ejemplo, elige un color rosado y difumínalo por todo el párpado móvil con ayuda de tus dedos. Luego, selecciona una sombra brillante, y aplícala en el lagrimal y arco de la ceja. Así le darás luz a tu mirada.

A continuación, utiliza un delineador y traza una línea casi invisible a ras de tus pestañas superiores. La línea deberá ser muy sutil, pero lo suficiente para enmarcar tu mirada con delicadeza.

Finalmente, remata aplicando una máscara de pestañas, desde la raíz a las puntas, con un suave movimiento giratorio de 180 grados.

6-Maquilla tus labios

Finalmente, culmina este proceso coloreando  los labios, los cuales quedarán perfectos si te inclinas por tonos suaves, como durazno, beige o rosa.

Ya que tu piel estará resplandeciente, lo ideal es no recargar más de la cuenta el maquillaje con colores fuertes. De este modo, le añadirás un toque de dulzura a tu semblante, a la vez que lucirás naturalmente seductora.


Más en #Belleza


Lo más reciente


Lo Más visto