Sexo

Los jinetes del apocalipsis


Rodrigo Jarpa, psicólogo, Doctor en Sexualidad y conductor de Cómplices Los Dos.

Los Jinetes del Apocalipsis son los cuatro caballeros que se describen en la Biblia. Estos personajes luego los retoma en estudios con profundidad el destacado psicólogo John M. Gottman y su equipo. Desde la investigación se afirma que con una observación precisa y un análisis matemático, se puede predecir con una exactitud sobre el 90% si las parejas se mantendrán unidas o se divorciarán.

Existen señales muy claras que permiten predecir el divorcio de una pareja y que podemos encontrar en el famoso cuarteto de jinetes. Los estudios científicos de parejas, han sido a través de observar y registrar sus palabras, gestos, latidos del corazón, respiración, hormonas del estrés en la orina, y más. «Datos» que fueron sometidos a un sistema de codificación diseñado para registrar ojos virados, cejas levantadas, puños cerrados, suspiros, cambios en el sistema inmunológico, etc.

Los 4 jinetes son:

  1. Las Críticas: Suelen empezar con “Tú siempre…” o “Tú nunca…” Aparecen en forma de quejas, pero lo cierto es que existe una diferencia abismal entre ellas. Una queja se refiere a una acción específica –una conducta puntual- en la que la pareja ha “fallado”. La crítica es más global, incluye culpa y difamación con palabras negativas sobre el carácter o la personalidad de la pareja. Cuando las críticas se hacen constantes, dejan libre el camino para los otros tres jinetes, que son aún más peligrosos. Por ejemplo: “Nunca me ayudas con nada que tenga que ver con la casa…lo único que haces es pensar en ti…eres un egoísta”.
  2. La Actitud Defensiva: Es el contraataque que la persona “atacada” realiza para defender su inocencia o evitar su responsabilidad. Con frecuencia adoptan la forma de intercambio de quejas o “concurso de malos”. Y muchas veces ante el “tú nunca…”, la otra persona busca ejemplos puntuales en que sí ha hecho tal cosa.
  3. El Desprecio: Es crítica reforzada con hostilidad. La ironía, el sarcasmo, los insultos, los ojos en blanco (no sintiendo placer o un orgasmo), la burla y el humor hostil son muestras de desprecio que minan la relación. El desprecio aumenta el conflicto en vez de favorecer la reconciliación.
  4. La Actitud Evasiva: También se conoce como stone walling, y es cuando la persona que escucha se retira de la conversación sin dar señales físicas o verbales de que lo que escucha le está afectando. La persona evasiva actúa como si nada, como si no le importara en absoluto lo que su pareja dice. Es como hablar con la pared.

Algunas otras cosas que yo recomiendo no decir (por su falta de efectividad)

Porque no es necesario hablarlo ni decirlo todo, yo te recomiendo evitar:

  • “¿Y cómo mi mamá sí lo hacía?”
  • “¿Viste? Yo te dije”
  • “Eso te pasa por no haberme escuchado”
  • “Pero si todas las parejas pueden ¿porque nosotros no?”
  • “A ver, deja. Mejor yo lo hago”

No es fácil dejar ir a los jinetes si es que te han sometido por algún tiempo, pero no está escrito sobre piedra que lo tengan que seguir haciendo. Para despegarse, entonces, es importante reconocerlos, abriéndose y dándole espacio a las rabias, angustias o frustraciones, sin dejarse ser consumido por ellas. Uno de los más grandes desafíos es dejar pasar los pensamientos que te dicen que tú estás en lo correcto y tu pareja equivocado/a. Es preciso reconectarse con los valores: recordar el tipo de pareja que se quiere ser y el tipo de relación que se quiere tener ¡Y, luego de esto, actuar!

¡Síguelo en sus redes!

Twitter @rodrigojarpa

Facebook facebook.com/psicologorodrigojarpa

Instagram @rodrigojarpa

 

 


Más en #Sexo


Lo más reciente


Lo Más visto