Sexo

Las 9 dificultades más comunes para mantener una relación en el tiempo

Una relación de pareja puede ser un vínculos que nos entregue gran alegría. Sin embargo, para que eso ocurra hay que trabajar duro.


dificultades en la relacion

Las relaciones de pareja pueden ser vínculos llenos de sentido y que nos entreguen momentos de gran alegría. Sin embargo, para que eso ocurra hay que trabajar duro. Actualmente se estima que la mitad de los matrimonios terminan en divorcio. Para otros tipos de uniones e independiente de la orientación sexual o genero, los números no cambian mucho.

¿Por qué cuesta tanto? En base a estudios recientes las 9 dificultades mas comunes son las siguientes. Las tres primeras son las mas relevantes de todas.

1. Pérdida de entusiasmo

El primer gran obstáculo tiene que ver con la dificultad para mantener la energía y entusiasmo en el tiempo. Muchas personas consideran que las relaciones estables y de largo plazo son cansadoras y se aburren rápido. También consideran que la intensidad de la pasión y el romanticismo se evapora antes de lo esperado.

Esta pérdida de entusiasmo es particularmente problemática para aquellos que luchan contra la rutina.

2. Largas horas de trabajo

Se ha especulado que las tasas de divorcio se pueden predecir por la duración de los tiempos de traslado al trabajo de cada cónyuge.

Las parejas que pasan muchas horas trabajando o poniendo sus carreras por delante de sus relaciones son, no es de extrañar, menos propensas a mantener su relación romántica en el tiempo.

3. Falta de tiempo y de espacio personal

La sensación de asfixia o la falta de tiempo suficiente es otra razón común por la que la gente tiene dificultades para mantener sus relaciones.

Las personas que se sienten constreñidas u oprimidas por su relación, o sienten que su pareja está constantemente criticándolas, tendrán problemas para mantener el vínculo (no creo que sea necesario hacer un estudio para saberlo).

4. Problemas de carácter

Las personas que se ven a sí mismas como “especiales” o egoístas también tienen dificultades para mantener relaciones a largo plazo.

Por otra parte, las personas que se quejan a menudo a sus parejas —tal vez reflejando la inseguridad personal— también les resulta difícil mantener una relación en el tiempo.

5. Las parejas “pegotes”

Esto se relaciona con los puntos anteriores. Las personas que se vuelven fácilmente dependientes de los demás y muy a menudo ponen las necesidades de su pareja por delante de las suyas, tienen dificultades para mantener relaciones duraderas.

Por otro lado, las personas que ejercen un control constante sobre su pareja, o se vuelven fácilmente celosas, también tienen dificultades para mantener relaciones (especialmente cuando se combina con una tendencia a esperar demasiado del otro).

6. Mal sexo

La química sexual es importante para el éxito a largo plazo de la mayoría de las relaciones.

Las parejas que no están de acuerdo sobre la frecuencia y la calidad de la intimidad sexual encontrarán difícil mantenerse juntas.

Te podría interesar: Mapas sexuales: ¿Conoces los tuyos?

mal sexo relacion

7. Niñ@s

Algunas parejas con niños reportan sentir que sus hijos absorben demasiado de su energía que puede llevar a la disolución de la relación.

Desacuerdos frecuentes acerca de la crianza es otra razón comúnmente citada que conduce a problemas de relación.

8. Falta de esfuerzo

Todas las relaciones requieren esfuerzo y algunas parejas simplemente se quedan sin energía. Las personas que no tienen en cuenta las necesidades de sus parejas, o descuidan la relación, se enfrentan a graves problemas.

Algunas señales son: »que se aleja», «que da por sentado», «que no compromete”, o “que no acepta la idiosincrasia del otro”.

9. Problemas con el círculo social

Las personas que no tienen buenas relaciones con los padres, parientes y amigos de sus parejas, tienen mayores dificultades para mantener sus relaciones.

El identificar estas dificultades por si mismo, puede que no sirva de mucho. Sin embargo, si las reconocemos podemos estar mas conscientes de hacer algo distinto. El hecho de que sean comunes nos puede ayudar a darnos cuenta de que no somos los únicos y de que, así como hay muchas parejas que se separan, hay muchas otras que logran seguir unidas.

De hecho, se ha visto que los problemas de las parejas que se separan y las que no, no son muy distintos. La diferencia es que es lo que hacen con ellos y el grado de optimismo con el que miran la relación.

Si quieres saber más sobre el tema escucha “Cómplices, Los Dos” todos los jueves a las 20:00 horas.

Rodrigo Jarpa es Magíster en Psicología Clínica, Doctor en Sexualidad Humana. Fundador & Docente, Academia de Psicología & Bienestar. Miembro de la American Association of Sexuality Educators, Counselors and Therapists.

Síguelo en su cuenta de Twitter: @rodrigojarpa

¡Deja tus preguntas!


Más en #Sexo


Lo más reciente


Lo Más visto