Alimentación

Para el antojo dulce: ¡Prepara ricos muffins de manzana y canela con esta receta!

La manzana está cargada de vitaminas, alta en fibra y antoxidantes es ideal para incluir en tu alimentación y qué mejor que en forma de muffin.


No cabe duda que una de las frutas que vemos casi todo el año son las manzanas. Este fruto sin duda es uno de los preferidos por muchos y se puede disfrutar ya sea en una ensalada de frutas, sándwiches, ensaladas o en otras preparaciones más difíciles. La manzana además es rica en minerales y antioxidantes, ayudan a nivelar el azúcar en nuestra sangre, e incluso a tener los dientes saludables. 

Y como sabemos que algunos quieren disfrutar de algún postre dulce y sin tanta culpa, una buena opción es hacer un sano muffin de manzana y canela. 

Lee: Descubre los beneficios de comer manzana verde en la noche

Para hacer los muffins de manzana necesitas:

  • 75 gr. de avena
  • 120 gr. de yogurt griego 
  • 270 ml de leche vegetal o sin lactosa
  • 2 cucharadas de extracto de vainilla
  • 240 gr. de harina integral 
  • 1 cucharada de canela en polvo
  • 1/2 cucharada de nuez moscada
  • Una pizca de pimienta
  • Una pizca de sal
  • 1 cucharada de azúcar de coco u otro endulzante
  • 1 y 1/2 cucharada de polvos de hornear
  • 1/3 de una cucharadita de bicarbonato de soda
  • 1 clara de huevo
  • 10 gr. de mantequilla derretida, aceite de coco o aceite de oliva
  • 180 gr. de manzanas rojas o verdes cortadas en cubitos pequeños 

muffins de manzana y canela

Preparación:

Mientras preparamos las mezclas, dejamos el horno precalentándose a 180°C.

En un bowl mezclamos los ingredientes húmedos, la leche, el aceite o mantequilla, la clara de huevo, el extracto de vainilla y el yogurt.

En otro bowl (más grande) mezclamos los ingredientes secos como la harina, la avena, las especias, el bicarbonato, los polvos de hornear, la sal y las especias.

Mezclamos en el bowl más grande los ingredientes secos con los líquidos hasta formar una pasta homogénea. Por último, agregamos el azúcar o endulzante a elección para probarlo y saber si quieres agregar más.

En los moldes que ocupemos esparcimos harina y mantequilla o aceita para evitar que se pegue la mezcla. Luego, llenamos los moldes con la mezcla, dejando un centímetro del borde.

Luego puedes añadir azúcar de coco o rubia y una pizca de canela para que la cubierta quede más caramelizada (opcional).

Por último, metemos el molde al horno y lo dejamos unos 20-25 minutos.

Cuando los saques, deja enfriar y luego puedes servirlos cuando quieras.


Más en #Vida sana


Lo más reciente


Lo Más visto