N R

Estos pequeños gatitos disfrutaron de un exclusivo concierto privado

¿Quién dijo que a los animales no les gusta la música?

Este es el mejor ejemplo que sí. Este hombre con su guitarra hipnotizó a unos gatos en las calles de Malasia. Este artista supo comprender que la música es un arte que merece ser escuchado por cualquier especie.

Especialistas han confirmado que los felinos disfrutan de la música, pero son muy exquisitos para elegir qué tipo de género es el que más les agrada.

A veces y en este caso, los cachorros fueron los mejores espectadores para este músico, que pese a que no tenían dinero, disfrutaron de un exclusivo show.