Érika Cabrera Cabrera

Descubren un nuevo uso potencial de la aspirina: ¡Reparar las caries!

Un equipo de la Universidad Queen de Belfast, Irlanda del Norte, acaba de descubrir que la aspirina podría revertir el efecto de la caries sobre los dientes.

A través de ensayos en laboratorio, los científicos encontraron que la aspirina, compuesta por el fármaco ácido acetilsalicílico, puede estimular las células madre de los dientes y así favorecer la regeneración de los mismos.

Las caries son la enfermedad dental más común en todo el mundo, que se caracteriza por la destrucción de los tejidos del diente, pudiendo generar una inflamación del nervio dental que causa mucho dolor.

Los dientes tienen naturalmente una capacidad regenerativa, pues producen una fina capa de dentina cuando la pulpa dental se queda expuesta. Sin embargo, esa capacidad regenerativa es limitada y no puede reparar una gran cavidad, por lo que la aspirina aparece como una solución innovadora, efectiva e inmediata.

El siguiente paso, entonces, será desarrollar con expertos en farmacología una manera de aplicar el fármaco. Eso sí, por tratarse  la aspirina de un medicamento que ya tiene licencia para uso humano, esto debería agilizar el desarrollo del tratamiento.

De resultar todo bien, esta nueva estrategia podría incrementar la vida de los dientes y potencialmente ahorrarle mucho dinero a los sistemas de salud de todo el mundo. Ello, pues  la aspirina es un fármaco barato, mientras que los empastes necesitan ser reemplazados con frecuencia.